En serigrafía, no todo es alta tecnología

Lifestyle portrait of attractive young worker talking on cell phone, conducting business, explaining technical idea, getting order, contacting client. Small business owner in silkscreen workshop
Lifestyle portrait of attractive young worker talking on cell phone, conducting business, explaining technical idea, getting order, contacting client. Small business owner in silkscreen workshop

¿Sabías que la cinta adhesiva Tesa tiene su importancia en la serigrafía? Es cierto que no tiene nada que ver con las sofisticadas máquinas que incorporan los últimos avances y con las que cuentan algunas empresas especializadas. Ni tampoco tienen que ver con las tintas, elaboradas con mezclas cada vez más complejas y estudiadas para que ofrezcan los mejores resultados de color y sean más fáciles de limpiar de las máquinas. Pero no dejan de ser importantes.

Seguro que conoces la cinta de doble cara de la marca, posiblemente incluso la tengas en tu hogar. Pero, aunque la idea sea básicamente la misma, es lógico pensar que su elaboración es distinta para adaptarse a las características de las máquinas de serigrafía.

La función de las cintas adhesivas es la de sujetar el cliché para que este no se mueva durante el proceso de impresión y asegurarse de esta manera que el dibujo se imprimirá derecho y en el lugar que le corresponde, ya sea en la tela o en otro material sobre el que se esté realizando el trabajo. Para llevar a cabo esto, la cinta tiene que adaptarse a la máquina y a sus características, así como a las condiciones de trabajo.

Cosas sencillas que ocultan más de lo que parece a primera vista

A pesar de lo que hemos dicho sobre la poca tecnología de la  cinta adhesiva y sus comparaciones con otros elementos del proceso de serigrafía, lo cierto es que este tipo de cinta no es tan simple como parece a primera vista. Existen muchos tipos diferentes de cinta, como las que vienen en grandes bobinas y se cortan a la medida de las necesidades y se encuentran disponibles en diferentes grosores.

Escoger bien el grosor del producto, su forma y comprar una adecuada al tipo de uso que se le va a dar es básico para que funcione como es debido y tiene una innegable influencia en el resultado final del producto.

Por todo esto, tenemos que acabar por rendirnos a la evidencia de que las cintas de doble cara no son solo esas cintas que fijan el cliché de fotopolímero, sino que tienen una influencia muy importante en la calidad de los trabajos de impresión. Así pues, se hace necesario dedicar el tiempo suficiente a escoger la más adecuada y confiar en marcas de probada experiencia que ofrezcan las mejores garantías.